Terapia con yodo radioactivo para el cáncer de tiroides: tratamiento para pacientes ambulatorios

A continuación, se explica la terapia con yodo radioactivo para tratar el cáncer de tiroides en instalaciones para pacientes ambulatorios.

El tratamiento con yodo radioactivo reduce el riesgo de que vuelva a aparecer el cáncer de tiroides. También se usa para tratar un cáncer de tiroides que se ha diseminado. El yodo radiactivo ingresa al torrente sanguíneo y las células tiroideas lo absorben. La radiactividad destruye las células del cáncer.

Cómo prepararse para el tratamiento

Plan de tratamiento

El tratamiento estará compuesto por los siguientes pasos:

  • Se le realizarán análisis de sangre.
  • Recibirá una pequeña dosis diagnóstico de yodo radioactivo y se le realizarán exploraciones. No deberá tener ningún tipo de precaución después de recibir la dosis.
  • El tratamiento se llevará a cabo en un centro para pacientes ambulatorios, es decir que no tendrá que internarse en el hospital.
    • Generalmente, el yodo radioactivo se administra en forma de píldora pero, a veces, puede ser líquido. Algunas personas tienen problemas para tragar las píldoras. Si usted es una de esas personas, dígaselo al médico de medicina nuclear antes del tratamiento.
  • Después del tratamiento se le realizarán exploraciones. Estos estudios le permitirán al médico ver en qué lugares del cuerpo se absorbió el yodo radioactivo.

Comuníquese con su compañía de seguros

Una vez que el médico le haya dado su plan de tratamiento, llame a su compañía de seguros para saber si necesita una autorización previa para cualquier tratamiento y prueba. Ni en el hospital ni en el consultorio del médico sabrán darle esta información. Si necesita ayuda con la autorización previa, comuníquese con Facturación para el Paciente al 646-227-3378.

Volver arriba

El día del tratamiento

La mañana del tratamiento, siga las recomendaciones que se indican a continuación.

Higiene

  • Puede ducharse con agua y jabón la noche antes del tratamiento o la mañana del día del tratamiento.
  • Puede usar el desodorante, las lociones, las cremas y el maquillaje que suele usar.

Medicamentos

  • Si su médico le dice que tome el medicamento para la tiroides, tómelo.
  • Tome sus demás medicamentos regulares.

Dieta

  • Siga una dieta baja en yodo.
  • Ingiera un desayuno liviano, como cereal o tostadas.

Lo que debe traer

Recibirá el tratamiento en una habitación protegida. Tendrá un televisor y un reproductor de DVD y una selección de películas y bebidas. Traiga cosas que lo ayuden a pasar el tiempo (p. ej.: libros, revistas, computadora portátil, DVD, teléfono celular). Podrá llevarse estos objetos a su casa cuando termine el tratamiento. Una pequeña cantidad de radiación en estos objetos no lo dañará a usted ni a nadie más.

Algunos pacientes pueden tener sequedad en la boca después del tratamiento, por lo que se le pedirá que traiga algunos caramelos duros. El médico le dirá cuándo puede comerlos.

A dónde ir

Ingrese al hospital por el edificio Schwartz Building en 1250 First Avenue (entre las calles East 67th e East 68th). Gire a la izquierda en la mesa del guardia de seguridad, suba las escaleras y anúnciese en la recepción de Medicina Nuclear. Sea puntual.

Cómo prepararse para el tratamiento

  • Se le realizará una exploración.
  • Recibirá un medicamento para evitar las náuseas o los vómitos que puedan surgir a raíz del tratamiento.
  • Se le trasladará a una habitación en el área de tratamiento para pacientes ambulatorios. Sus amigos y familiares pueden permanecer en la habitación antes del tratamiento, pero deberán irse después de que finalice.
  • Su médico y el oficial de seguridad radiológica se acercarán a la habitación a responder sus preguntas y analizar las precauciones que deberá seguir después del tratamiento. Se le otorgará una copia escrita de las instrucciones. Luego, se le pedirá que firme un formulario de consentimiento.
Volver arriba

Durante su tratamiento

Se le dará la dosis de yodo radioactivo. La dosis dependerá de los resultados de los análisis de sangre y las exploraciones. Un equipo de médicos decidirá cuánto recibirá. Se le dará agua para que trague la dosis.

  • Las píldoras de yodo radioactivo vienen en forma de cápsulas del tamaño de una vitamina. La dosis generalmente se da con 2 a 4 píldoras.
  • En su forma líquida, la cantidad de yodo radioactivo es de alrededor de 2 a 4 fl oz (59,1 a 118,3 mL). Lo beberá de un vial pequeño a través de un sorbete. El líquido es transparente y prácticamente no tiene sabor. La mayoría de los pacientes dice que sabe como el agua, aunque algunos dicen que tiene un ligero sabor rancio.
Volver arriba

Después de su tratamiento

Inmediatamente después del tratamiento, un especialista en seguridad radiológica supervisará sus niveles de radiación. Deberá permanecer en la habitación durante al menos 2 horas después del tratamiento. Puede usar el teléfono celular y ver películas o televisión para pasar el tiempo.

Deberá comerse un caramelo duro después del tratamiento. El médico le dirá cuándo puede comenzar a hacerlo.

Es posible que no tenga efectos secundarios por el yodo radiactivo inmediatamente después de recibirlo, pero quizás surjan más adelante. Estos efectos se describen en la sección "Efectos secundarios" a continuación.

Las células tiroideas absorberán parte del yodo radiactivo; el resto se expulsará del cuerpo rápidamente. El cuerpo eliminará la mayor parte del remanente de yodo por la orina, pero pequeñas cantidades también se eliminarán a través de la saliva, la transpiración y las heces.

Para ayudar a que el yodo salga rápidamente del cuerpo:

  • Beba abundante líquido. Trate de beber al menos un vaso de líquido por hora mientras esté despierto. Haga esto durante 2 a 3 días después del tratamiento. Puede beber agua, jugo, gaseosa, té, etc. No tiene que levantarse durante la noche para beber líquidos.
  • Orine con frecuencia. Dado que la orina será radioactiva, deberá tener precauciones adicionales para contenerla. Las mujeres pueden orinar como siempre. Los hombres deberán sentarse para orinar.
  • Mueva el vientre con regularidad para reducir la dosis de radiación en sus intestinos. Si sufre de estreñimiento con frecuencia, pregúntele al médico si puede tomar laxantes antes del tratamiento. Si no tiene movimientos intestinales dentro de las 24 horas después del tratamiento, llame a su médico.
  • Llame el enfermero/enfermera si tiene problemas tales como náuseas o malestar estomacal.
Volver arriba

Instrucciones para el alta

Cómo llegar a casa

El yodo radioactivo emana radiación. No puede irse a su casa en un transporte público como el autobús, subterráneo, tren o avión. Puede manejar por sus propios medios o pedir que alguien lo busque y lo lleve a su casa; también puede tomar un taxi o irse en un automóvil privado. Organice esto antes de venir a realizarse el tratamiento.

Dieta

  • El día después del tratamiento puede reanudar su dieta normal.
  • Siga bebiendo abundante cantidad de líquidos durante 2 a 3 días después del tratamiento.
  • Si bebe alcohol, hágalo con moderación.

Medicamentos

  •  Si le indicaron que deje de tomar los medicamentos para la tiroides, comience a tomarlos nuevamente el día después del tratamiento.
  • Tome los demás medicamentos recetados según le haya indicado el médico.

Viajes

  • No viaje en avión, tren, subterráneo o autobús durante las primeras 24 horas después de haber recibido el alta. Esto es para asegurarse de que no esté en contacto cercano con otras personas por períodos prolongados. Incluso un breve recorrido en subterráneo podría ser más prolongado si este queda varado o se demora.
  • Recibirá una tarjeta para que pueda presentar ante las autoridades, en caso de ser necesario. Esa tarjeta indica que ha recibido un tratamiento de medicina nuclear y que puede emanar pequeñas cantidades de radioactividad por hasta 1 mes después del tratamiento. Úsela si lo detiene algún agente policial en un control, como un aeropuerto o fuera de un túnel.

Uso del teléfono celular

Puede usar su celular sin ninguna restricción.

Regreso al trabajo

El técnico en seguridad radiológica le dirá cuándo puede volver al trabajo.

Actividad sexual

  • Su médico o el técnico en seguridad radiológica le dirán cuándo es seguro que reanude su actividad sexual.
  • Pregúntele al médico o enfermero/enfermera sobre el uso de métodos anticonceptivos.
  • Si planea quedar embarazada o ser padre, hable con su médico sobre esto antes del tratamiento.
  • Pregúntele al médico si es seguro amamantar o cuándo es seguro hacerlo.
Volver arriba

Efectos secundarios

Después del tratamiento, es posible que tenga los siguientes efectos secundarios:

  • Náuseas leves después de tomar el yodo radioactivo. Recibirá un medicamento para las náuseas antes del tratamiento para prevenirlas.
  • Hinchazón en las mejillas, producto de la irritación o el daño a las glándulas salivales. Esto puede suceder en la mañana después del tratamiento y durar hasta un año después del tratamiento. Comuníquese con su médico en caso de que presente lo siguiente:
    • glándulas inflamadas, dolorosas;
    • saliva con sabor desagradable;
    • saliva con mal olor.
  • Sequedad en la boca, provocada por la irritación o el daño a las glándulas salivales. Esto ocurre raras veces con dosis más pequeñas de yodo radioactivo. La sequedad en la boca puede aparecer inmediatamente después del tratamiento o puede surgir meses y hasta un año después del tratamiento. Beba abundante líquido, como se le indicó. También puede servir que coma caramelos duros.
  • Cambios en el gusto por la irritación de las papilas gustativas. Después del tratamiento, quizás note que la comida sabe más salada o a metal. Esto es temporal y suele desaparecer dentro de las 8 semanas después del tratamiento. Pruebe alimentos de distintos sabores para asegurarse de recibir la nutrición que necesita.
  • Dolor de cuello que se siente como un dolor muscular persistente. Esto puede surgir durante las primeras 2 a 3 semanas después del tratamiento, pero depende de la cantidad de tejido tiroideo aún presente en el cuello. Un analgésico suave, por ejemplo, paracetamol (Tylenol®), debería aliviarlo.

En casos muy raros, el tratamiento puede provocar una hinchazón grave que dificulta la respiración. Esta es una afección grave. Si tiene problemas para respirar, diríjase a la sala de emergencias más cercana de inmediato. Pida que llamen a su médico al Memorial Sloan Kettering Cancer Center (MSK).

Volver arriba

Atención de seguimiento después del tratamiento

Alrededor de una semana después del tratamiento, regresará a Medicina nuclear. Se le realizará una tomografía para ver en qué parte del cuerpo se absorbió el yodo radiactivo. Antes de irse a su casa, recibirá una tarjeta para la próxima cita. Si tiene dudas sobre la tomografía, llame al 212-639-6652.

El médico, además:

  • puede solicitar otras exploraciones, según sus necesidades de atención médica;
  • puede solicitar otros análisis de sangre si hay que modificar la dosis de medicamento para la tiroides;
  • le indicará cuándo llamar para programar su cita de seguimiento a los 6 meses.

En MSK, la atención no finaliza después del tratamiento activo. El Programa de Recursos para la Vida Después del Cáncer (RLAC) está dirigido a los pacientes que han finalizado el tratamiento y sus familiares. Este programa incluye muchos servicios, como grupos de apoyo, seminarios, talleres y asesoramiento sobre la vida después del tratamiento, así como ayuda para cuestiones sobre seguros y empleo. Para obtener más información, llame al 646-888-8106 o visite:  www.mskcc.org/cancer-care/survivorship/services-survivors#resources-for-life-after-cancer-program.

Volver arriba
Si tiene preguntas o inquietudes, consulte con un integrante de su equipo de atención médica. Puede contactar con ellos de lunes a viernes de 9:00 a 17:00 en el número de teléfono ____________________. Después de las 17:00, los fines de semana y los días festivos, llame al ____________________. Si no figura ningún número, o si no está seguro, llame al 212-639-2000.
Radioactive Iodine Therapy for Thyroid Cancer: Outpatient Treatment
©2016 Memorial Sloan Kettering Cancer Center - Creado el 5 de mayo de 2016